Ingredientes:
– 4 fresas 
– 60 ml de leche (del tipo que queráis) 
– 1 cucharada rasa de semillas de chía
– 1 Naranja pequeña troceada 

Batir bien las fresas con la leche, pasarlo al recipiente en el que se vaya a servir, añadir las semillas de chía, remover y dejar reposar mínimo media hora en la nevera. Una vez las semillas hayan soltado la gelatina, añadimos la naranja troceada y ¡ya lo tenemos listo! 

Es una opción buenísima para merendar o desayunar este verano. 

También te puede interesar:  Ensalada de melón y queso fresco

No comment yet, add your voice below!


Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *